El asesino silencioso

El cigarro es una de las drogas más peligrosas que hay en el mercado, una de las drogas más cercanas a los niños que por curiosidad, por sentirse más grandes, por imita changos, caen en las garras del tabaco y la nicotina, severamente los sentencia a una vida altamente adictiva, las sustancias tóxicas que contienen el cigarro, más de 4 mil, lo hacen sumamente adictivo y 9 componentes de estas sustancias son las mismas que usan para procesar la cocaína, por ello es extremadamente placentero, no hay duda, daña drásticamente todo el cuerpo, dientes, pulmones, piel, además provoca una tos de perro bailarín, no tienes buen apetito, la comida y las bebidas no saben a nada, siempre apestas ya que el olor es muy fuerte y penetrante, todo en ti huele a nicotina y el fumador mata la calidad del oxígeno que respiramos, y de una manera irresponsable, el fumador no solo contamina el medio ambiente, sino que agrede y daña a seres inocentes, como los niños, los recién nacidos y personas en general que no fuman directamente, pero que se convierten en fumadores pasivos causándoles igual o peores daños que si fumaran directamente, y aquí, detrás de la adicción a esta droga, hay un nivel muy alto de ansiedad que genera la compulsión, la persona simplemente no puede dejar de fumar, al menos que toque un fondo y esté invadida de cáncer a consecuencia del cigarro. En lo personal, yo entre más fumaba, más quería, no podía dejar de parar, cada diez minutos tenía que estar prendido del cigarro, por ahora, estoy próximo a cumplir mis primeros 14 años libre de humo.

Las adicciones se multiplican con la nicotina

Esta droga escalonaría es el picaporte al infernal mundo de las adicciones. Muchas madres parecen no querer a sus hijos, los convierte en fumadores pasivos causándoles un tremendo daño en todo su cuerpo, son irresponsables porque lo que hace una persona al fumar cerca de los niños, es elevar sobradamente sus niveles de ansiedad, este fumador de segunda mano, crecerá en una búsqueda incansable de sustancias que le llenen su vacío, ya sea comida, drogas o relaciones enfermas, por demás tóxicas. Rescatar a un adicto, a un ser que se inició con la droga del cigarro y después  usa de todo hasta llegar a las drogas de alto impacto, como el cristal, la heroína, cocaína, anfetaminas y demás, se convierte en un ser inútil para él mismo y su familia; un adicto está muerto en vida, atrapado en un callejón sin  salida y eso es lo que debemos de evitar, que nuestros niños caigan en las adicciones, como el cigarro. El origen de una adicción, es la ansiedad, la compulsión de meterte algo y que no puedes evitar, ya sea algo tóxico o una acción compulsiva como el juego o el sexo, el detonante o uno de ellos es el tabaco, por esa razón es sumamente importante que desde temprana edad los niños reciban información, orientación y reflexiones para que despierten conciencia y se blinden, se protejan ante  la adicción a la nicotina.

¿No quiere, o no puede?

Tenía mis periodos de abstinencia, dejaba de consumir todo por una o dos semanas, lo que más duré fue un año, pero regresaba con todo, bastaba la primera copa o el primer pase de cocaína, el primer jeringazo y no podía parar, la gula a todo lo que daba, hoy me veo en muchos jóvenes adictos que viven lo mismo que yo viví, el infierno, algunos dicen, es que no se puede, muchos han muerto, porque dicen, que no pudieron, ahora digo, no quisieron, jamás han querido dejar de ser mediocres, yo fui un reverendo mediocre, no quería pedir ayuda, no tenía la humildad de aceptar que el alcohol y las drogas ya me había hecho trizas, no tenía la fuerza de voluntad para entrar a un grupo de Alcohólicos Anónimos y decir.- Soy un enfermo emocional, alcohólico y drogadicto.- Muchos se llenan de conflicto al pensar que nunca de los nuncas van a poder tomar una cerveza, que jamás van a volver a fumarse un churro de mota, yo también estuve en ese conflicto.- ¿QUE VOY A HACER SIN COCAINA?  Y los veo y a ahí está Ernesto, muerto en vida, atrapado sin salida, negado, soberbio y tocando fondo tras fondo, sin que éstos sean suficientes para parar, entonces es cuando me digo -. No quiere.- Y si no quiere, la mejor manera de que se detenga es internarlo en algún centro de rehabilitación y después de tres meses, ya veremos si quiere o no puede?.

El placer de las drogas

Todas las sustancias tóxicas son placenteras, ricas, exquisitas, lo mismo es una cerveza bien fría, que un chirris de cocaína o un churro de mota, seguro es también, que todas las drogas provocan daño y el enemigo a vencer es la ansiedad, un adicto como yo, debe de bajar su ansiedad, no debe de andar preocupado, angustiado, iracundo, nostálgico, son las emociones las que detonan la compulsión, es necesario buscar la armonía, el equilibrio mental y alimentar la sobriedad, hay otro tipo de placeres más grandes que las drogas, como el servir a otros, el escuchar con atención, el dar, el poder servir de corazón, el sentirte útil y todo ello, lo da una recuperación cuando se entrega uno con responsabilidad y es ahí cuando la intención de romperte tuti la madona, desaparece, a  mí me tiene sin cuidado lo que se diga de mí, no me importan los chismes, las críticas de mala fe, los dimes y diretes.- Si los perros ladran Sancho…es que cabalgamos.- Trabajo todos los días mi recuperación, hago de este día, como si fuera el primero, busco un servicio en una escuela con alumnos o padres de familia, voy a un centro de rehabilitación, a los penales de hombres y mujeres, escribo, me encanta escribir, doy servicio en mi casa, doy lo mejor de mí a todas las personas, escucho testimonios y catarsis, doy terapia de Adicto a adicto a quien lo solicite, al día, no me descuido un segundo, simplemente porque no quiero regresar al infierno de dónde vengo.- Vivo intensamente, el solo por hoy, confirmo que hay dos días que no existen ya, uno, es el pasado, y el otro el mañana.

Hoy no tengo todo lo que quiero, pero quiero y mucho todo lo que tengo

Yo debería estar muerto, mi consumo a las sustancias fue impresionante, demasiado abuso, mi cuerpo es una maravilla, lo hice trizas, me volví loco, los estragos de las drogas taponearon mis arterias, arraigaron en mi cerebro los delirios auditivos y visuales,  vivo de milagro y me mantengo gracias a mi fe en mí, a mi gran fe en Dios como yo lo concibo, soy feliz con lo que hago y lucho por crecer día a día, me causó mucho dolor el ver a tanto niño y joven atrapado en las redes infernales de las drogas, ver que no quieren, que no pueden porque no tienen fe, me duele ver a las madres llorando por sus enormes problemas con sus parejas y las consecuencias duras con sus hijos, me duele se testigo de la decadencia social, del libertinaje sexual de los jóvenes, de la ausencia de valores y de la apatía gubernamental y social, me decepciona que a pesar de las grandes consecuencias que causan las adicciones, el gobierno federal de México, no tenga un programa de prevención y tampoco tenga un esquema de rehabilitación a los adictos que día a día mueren y se convierten en parásitos de la sociedad. Hoy sé que cada quien tiene que vivir su propia experiencia y que difícilmente habrá de reconocerse que somos una sociedad enferma y que tenemos un gobierno tóxico, inepto, corrupto e irresponsable, lo que viene son más drogadictos, más delincuencia en general, más niñas madres solteras, más suicidios, más deserción escolar, más divorcios, más violencia doméstica, más de lo mismo.

Esta liga puede darte una idea de esta maldita enfermedad perversa del alma, que yo llamo, La Saliva del Diablo, espero te sea útil. Gracias por leerme y más por escribirme.- [email protected] A tus órdenes 614-256-8520 Visita mi página crisiscreces.com… Sígueme en Facebook y en Twitter @teo_luna.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.