Este jueves 6 de febrero el avión enviado a China por el gobierno del primer ministro canadiense Justin Trudeau tiene previsto evacuar a los ciudadanos canadienses de la provincia Hubei, donde se localiza el foco del actual brote de coronavirus.

El Gobierno canadiense anunció este jueves 6 de febrero del 2020 el inicio de la operación para evacuar a unos 300 canadienses que residen en la provincia china de Hubei con la llegada a Wuhan del primer avión que los trasladará a Canadá.

El ministro de Asuntos Exteriores de Canadá, Francois-Philippe Champagne, anunció en Twitter la llegada del avión al aeropuerto internacional de Wuhan Tianhe. “Nuestro avión ha aterrizado en Wuhan procedente de Hanoi y nuestra operación de evacuación está en marcha”, dijo Champagne.

La operación tuvo que ser retrasada varias horas porque las condiciones meteorológicas en Hanoi, donde el avión canadiense esperaba la autorización de China para volar a Wuhan, impidió su operación en el plazo dado por las autoridades de Pekín.

Canadá ha indicado que 211 canadienses y residentes permanentes en el país norteamericano están aprobados para embarcar en el avión aunque la cifra final podría cambiar por las dificultades que existen en Hubei.

Ottawa señaló que las autoridades chinas les han informado que impedirán el embarque a cualquier persona que presente síntomas de la enfermedad provocada por el nuevo coronavirus.

Canadá dijo que aquellos canadienses que no puedan embarcar en el avión por alcanzar la capacidad máxima, podrán abandonar China utilizando un vuelo organizado por las autoridades estadounidenses para sus ciudadanos y que sale también este jueves de Wuhan.

Además, el miércoles 5 de enero Canadá recomendó a todos sus ciudadanos que residen en China abandonar el país mientras sea posible hacerlo por medios comerciales.

Champagne explicó que “consistente con nuestra recomendación de viaje estamos exhortando a los canadienses cuya presencia en China no es esencial que salgan por medios comerciales”.

Mientras, el vuelo de repatriación organizado por Canadá tiene previsto abandonar  este mismo jueves Wuhan con destino a la ciudad canadiense de Vancouver donde el avión repostará para continuar viaje hacia una base militar en la provincia de Ontario.

Canadá ha decidido poner en cuarentena a los ocupantes del avión durante dos semanas para evitar posibles transmisiones del nuevo coronavirus.

Hasta el momento, Canadá ha registrado cinco casos del nuevo brote. Tales casos son cuatro personas que viajaron a Wuhan antes de regresar al país. Pero el quinto, anunciado hace dos días, es de una mujer que contrajo la enfermedad en Canadá. Según las autoridades sanitarias canadiense, la mujer, de alrededor de 50 años, contrajo la enfermedad tras estar en contacto con varios familiares que procedían de Wuhan.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.