Hace un año, la vida de Ignacio Piatti se dividía entre sus primeros días en Montreal Impact, donde llegó como jugador franquicia, y la posibilidad de vestir la camiseta de San Lorenzo en el Mundial de Clubes. Sonaba a utopía, pero el Ciclón decidió hacer el esfuerzo hasta último momento, tras venderlo en la MLS en plena definición de la Copa Libertadores. De todas formas, la negociación no llegó a buen puerto y Nacho se quedó en Canadá, donde estuvo cerca de conquistar su segunda copa continental en una temporada: perdió la final de la Concachampions ante América de México.

“Acá cumplí el sueño de jugar con Didier Drogba”, destacó Piatti en la reciente entrevista que le concedió a la MLS y que publicó ayer al sitio oficial de la liga de Estados Unidos. “Era un sueño estar con él, cuando estaba en Argentina lo veía por televisión y decía ‘¡qué jugador!’ y ahora estoy jugando a la par de él. También representa mucho para el club tener una figura como él jugando con nosotros. La verdad es que cuando vino no le costó nada adaptarse. Enseguida se unió al grupo, hizo goles en todos los partidos, ayudó a que Montreal también clasifique. Es una alegría para todos estar jugando con él”, destacó. Y agregó: “Yo aprendo de él en el sentido de mirar cómo se mueve para poder darle la pelota en todos los entrenamientos, hablar de dónde quiere la pelota. La verdad es que uno aprende todos los días cosas que lo ayudaron a él a ser grande”.

Responsable de la clasificación de Impact a los playoffs, en el triunfo por 1-0 ante New England Revolution, su gol fue una muestra más de que mantiene el buen nivel que tuvo en la Copa Libertadores que obtuvo San Lorenzo. “Estoy bien. Tuve unos días complicados por no haber entrenado por un problema familiar que tuve que viajar a Buenos Aires. Llegué, me puse a entrenar y ahora me siento bien. Espero poder continuar de la misma manera y darle ayuda al equipo para seguir adelante. Me siento muy cómodo en Montreal”, dijo al respecto.

Un año, entre los goles, la amistad con Higuaín y el golf

El balance del primer año en la MLS. “Ya llevo más de un año y la verdad me gusta mucho la Liga. Creció mucho, llegaron muchos jugadores muy importantes que la hicieron crecer. Estoy cada vez con más confianza. Me gusta Montreal, me gusta la ciudad y estoy muy contento”.

Detrás de escena. “Tengo comunicación con los jugadores argentinos cuando juego en contra. Hablo con todos pero con el que más tengo comunicación tengo es con Federico Higuaín, que juega en Columbus Crew. En Montreal, gusta estar con mi familia, en mi casa, tranquilo y jugar al golf”.

Lo que viene: el clásico canadiense

El domingo se termina la temporada regular y habrá clásico canadiense. Ya clasificados a los playoffs, Piatti y Montreal se preparan para la disputar el clásico canadiense contra Toronto FC, que tiene a Sebastian Giovinco, como su figura. La idea, en el “Decision Day”, será la de asegurar el tercer puesto de la Conferencia del Este que les garantizaría la localía en el partido de eliminación directa.

Fuente: La Nación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.