El Gobierno canadiense anunció hoy que destinará 650 millones de dólares canadienses (487,5 millones de dólares estadounidenses) para defender “los derechos sexuales y reproductivos de mujeres” en todo el mundo.

En el Día Internacional de la Mujer, el Ejecutivo señaló en un comunicado que, “como parte de su fuerte compromiso con la igualdad de género”, Canadá adoptará “un papel líder al defender la salud sexual y reproductiva, así como derechos de mujeres y niñas en todo el mundo”.

La decisión del gabinete canadiense se produce apenas unas semanas después de que el nuevo presidente de Estados Unidos, Donald Trump, decidiera eliminar las subvenciones que su país concedía a organizaciones de planificación familiar en naciones en vías de desarrollo, valoradas en unos 600 millones de dólares.

Como respuesta a esta medida, países como Holanda, Bélgica, Dinamarca y Suecia, junto a organizaciones no gubernamentales, se pusieron a la tarea de impulsar un fondo internacional de aborto seguro, una iniciativa llamada “She Decides” (Ella decide).

Los 650 millones de dólares canadienses serán desembolsados durante los próximos tres años y estarán destinados a proporcionar “educación sexual integral, fortalecer los servicios de salud reproductiva e invertir en planificación familiar y contraceptivos”.

Canadá indicó que entre los objetivos está responder a los matrimonios forzados e infantiles y la mutilación genital femenina, así como “apoyar el derecho a elegir abortos seguros y legales”.

El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, declaró que “el anuncio de hoy demuestra el liderazgo de Canadá en empoderar a mujeres y niñas y promover la igualdad de género en todo el mundo”.

“Esta inversión permitirá que millones de mujeres y niñas tengan la oportunidad de ser líderes en sus comunidades y tener vidas saludables y productivas”, añadió el jefe del Gobierno canadiense.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here