El gobierno de Quebec manifestó su preocupación por una investigación de Radio-Canadá que revela un uso record de pesticidas en la agricultura. Varios de esos productos son reconocidos por sus riesgos para el medio ambiente y la salud. El ministro de la Agricultura prometió tomar medidas, pero reconoce que no será fácil.

“Son aún más poderosos que el gobierno de Quebec”, reconoció el ministro Pierre Paradis al hablar de las compañías de pesticidas como “Monsanto y las otras de su tipo”. La presión económica sobre los agricultores es muy fuerte, sobre todo en el contexto de los acuerdos comerciales internacionales.

Su declaración en el marco del programa radial 98.5 FM prueba las dificultades del gobierno para alcanzar su objetivo de reducir un 25% de los productos químicos utilizados en el campo. De hecho, se produjo todo lo contrario.

“Eso tiene efectos sobre la salud y las primeras personas implicadas son los agricultores”, dijo Pierre Paradis, ministro de la Agricultura en la provincia canadiense de Quebec.

El ministro hará énfasis en la formación en el medio agrícola, la prevención y la educación. Él prometió también informar al público sobre las etiquetas alimentarias. Algunas frutas y vegetales pueden contener decenas de restos de pesticidas.

Se anunciará una estrategia “muy pronto”

El ministro Paradis telefoneó a su colega del ministerio del Medio Ambiente de la provincia para pedirle un comportamiento “severo” en este campo en el medio agrícola. Interrogado a la salida de una reunión del Partido Liberal que lidera la provincia, David Heurtel, ministro del Medio Ambiente de Quebec, aseguró que se está preparando una estrategia para una mejor gestión de los pesticidas.

“Estamos trabajando en este expediente. Depositaremos una estrategia rápidamente. Para nosotros, es un problema importante que hace falta solucionar y lo solucionaremos”, David Heurtel, ministro del Medio Ambiente de Quebec.

El ejemplo de Ontario

El ministro de la Agricultura de Quebec sostuvo un encuentro con su homólogo de Ontario este jueves. “Tenemos que seguir los pasos de Ontario. Nos hemos quedado atrás”, dijo Pierre Paradis.

Ontario prometió prácticamente eliminar de su territorio los neonicotinoides de aquí a 2017. Estos insecticidas ampliamente utilizados en el mundo son controvertidos debido a su impacto en las colonias de abejas.

Pierre Paradis quiere asegurarse también de que se vendan las semillas no tratadas y que éstas sean de fácil acceso para los agricultores. Varios se quejan de no poder acceder a ellas o de tener un acceso limitado.

Reacción del Partido Quebequense y de Équiterre

El portavoz del Partido Quebequense en materia de Medio Ambiente, Mathieu Traversy, pidió hacer una revisión de la estrategia del ministro Heurtel. Él le reprocha su falta de transparencia. “¿Es legítimo aún utilizar pesticidas en territorio quebequense? ¿Es seguro?”, preguntó.

Por su parte, el director general de Équiterre, Sydney Ribaux se mostró sorprendido de la declaración del ministro de la Agricultura sobre el poder de Monsanto. “Quebec tiene el poder de reglamentar la venta y el uso de los pesticidas”, recordó.

“El gobierno de Quebec podría, y ya lo ha hecho, prohibir el uso de un pesticida”, Sydney Ribaux, director general de Équiterre.

Fuente: RCI

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.